Radio Victoria

El conflicto palestino-israelí es un tema que ha despertado la atención y la preocupación de la comunidad internacional durante décadas. En medio de este conflicto, la India ha mantenido una postura en constante evolución, buscando un equilibrio entre sus intereses geopolíticos y su historia de apoyo a la causa palestina. En este artículo, exploraremos la cambiante posición de la India en el conflicto y los factores que han influido en sus decisiones.

Historia de Solidaridad con los Palestinos

Históricamente, la India ha sido un firme defensor de la causa palestina. En 1948, votó en contra de la resolución de la ONU que dio origen al Estado de Israel, marcando su posición en contra del sionismo. Los líderes indios de la época, como Jawaharlal Nehru, se solidarizaban con la causa palestina y veían el conflicto como una consecuencia del imperialismo británico y la partición de la India.

La India también desempeñó un papel importante al reconocer a la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) como la legítima representante del pueblo palestino en 1974. En 1988, la India fue uno de los primeros países en reconocer al Estado de Palestina. Estas acciones reflejaban el compromiso histórico de la India con la causa palestina.

Cambios en la Política Exterior

Sin embargo, con el fin de la Guerra Fría y el colapso del mundo bipolar en 1991, la India comenzó a cambiar su postura. En un esfuerzo por diversificar sus proveedores de armas, el país estableció relaciones estratégicas con Israel. Durante el conflicto de Kargil en 1999, Israel brindó apoyo a la India en forma de armas y municiones. Esta colaboración se intensificó aún más en el período de 1997-2000, cuando el 15 % de todas las exportaciones de armas israelíes fueron a parar a la India.

La llegada al poder de Narendra Modi en 2014 marcó un hito en las relaciones entre India e Israel, ya que se convirtió en el primer ministro indio en visitar Israel en 2017. Este acercamiento también coincidió con el fortalecimiento de los lazos económicos y diplomáticos de la India con los Estados del Golfo, en particular los Emiratos Árabes Unidos (EAU).

El Dilema de la India

La posición actual de la India en el conflicto palestino-israelí está influenciada por varios factores, uno de los cuales es la proximidad de las elecciones generales en 2024. El partido gobernante, el Bharatiya Janata Party, ha adoptado una postura clara para ganarse el apoyo del electorado hindú conservador, que constituye una parte fundamental de su base. En esta estrategia, el apoyo a Israel se ha convertido en un componente importante.

Además, la India ha enfrentado durante mucho tiempo amenazas de grupos terroristas islamistas en su conflicto con Pakistán. En este contexto, Modi ha comparado las operaciones militares de la India en Cachemira con las de Israel en el extranjero, sugiriendo que la destreza militar de Israel es digna de emulación.

Sin embargo, esta postura plantea desafíos para el Gobierno de Modi. La escalada del conflicto en Gaza y el aumento de las víctimas civiles han llevado a la India a distanciarse de la mayoría de los países del Sur Global, que han expresado su apoyo a la causa palestina. Además, una alianza excesivamente fuerte con Israel podría afectar sus relaciones estratégicas con los Estados del Golfo, en particular los EAU y Arabia Saudita, que son socios clave en proyectos económicos y desempeñan un papel crítico en las relaciones con Pakistán.

Conclusión

La posición de la India en el conflicto palestino-israelí ha experimentado un cambio significativo a lo largo de los años. Desde su histórico apoyo a la causa palestina hasta su actual acercamiento a Israel, la India ha demostrado su capacidad para adaptarse a un entorno geopolítico en constante evolución.

Este cambio en la política exterior de la India refleja su búsqueda de intereses nacionales y su deseo de diversificar sus relaciones internacionales. Sin embargo, también enfrenta el desafío de equilibrar estas nuevas alianzas con su compromiso histórico con la causa palestina.

La postura de la India en el conflicto palestino-israelí es un ejemplo de cómo las consideraciones políticas, estratégicas y electorales pueden influir en las decisiones de un país en el escenario internacional. La evolución de esta posición continuará siendo un tema de interés y debate en los años venideros.

Fuente: RT