Radio Victoria

Escuchá Radio Victoria

Play
Pause

La futura ley de amnistía que tanto enardece a la derecha y a la ultraderecha española

En un momento de intensa polarización política en España, la discusión en torno a la futura ley de amnistía ha tomado un lugar destacado en el debate público. Esta propuesta legislativa, que se presenta como una solución a las tensiones surgidas a raíz del proceso independentista en Cataluña, ha generado fuertes opiniones a favor y en contra. En este artículo, exploraremos en detalle los aspectos clave de esta ley y su impacto potencial en más de 300 independentistas catalanes y 73 policías involucrados en el ‘procés’ secesionista. El contexto político y la proposición de la ley de amnistía La proposición de la ley de amnistía que tanto ha generado controversia en España surge en un momento crucial de la política nacional. Fue una de las demandas de los partidos catalanes independentistas, Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) y Junts per Catalunya, como condición para apoyar al socialista Pedro Sánchez en su intento de investidura. La presentación de esta ley está programada para este lunes en la Mesa del Congreso, y su debate y votación se llevarán a cabo en los próximos días. “Responsabilidad penal, administrativa y contable” El núcleo de esta ley de amnistía radica en la anulación de la “responsabilidad penal, administrativa y contable” de todas las personas que hayan cometido delitos relacionados con el proceso independentista en Cataluña durante más de una década, desde el 1 de enero de 2012 hasta la fecha actual. Esto abarca eventos significativos como la consulta sobre el futuro político de Cataluña en 2014 y el referéndum de autodeterminación de 2017, que resultó en una declaración unilateral de independencia. Cabe destacar que ambos procesos fueron declarados inconstitucionales por el Tribunal Constitucional. La trascendencia de esta ley se refleja en su alcance, ya que no solo cubre la organización y celebración de los referendos, sino también otros actos relacionados, como actos preparatorios, acciones de protesta en apoyo a los procesos y colaboración con los responsables. Puigdemont podría volver a España Entre los más de 300 independentistas que podrían beneficiarse de esta ley se encuentran figuras destacadas, como Carles Puigdemont, el expresidente catalán que se autoexilió en Bruselas en 2017 para evitar enfrentar a la justicia española tras el intento fallido de secesión. Además, directores de colegios que abrieron sus puertas para permitir el referéndum ilegal del 1 de octubre de 2017 también se verían exonerados de sus cargos. Incluso líderes condenados, como Oriol Junqueras, presidente de ERC, verían la inhabilitación y los antecedentes penales eliminados. Amnistía también para policías Un aspecto destacado de esta ley es que no se limita solo a los independentistas. También beneficiaría a los 73 policías que enfrentan cargos por su participación en la represión del referéndum. La ley enfatiza que esto no implica la criminalización de los funcionarios que actuaron en defensa del orden público, sino que busca aliviar la situación procesal de los acusados. La aplicación de la amnistía por parte de los jueces, en caso de ser aprobada, deberá realizarse en un plazo máximo de dos meses después de la solicitud. Excepciones y límites de la ley Es importante señalar que existen excepciones y límites a esta ley de amnistía. No se aplicaría a actos dolosos que resultaron en muerte, aborto o lesiones al feto, entre otras consecuencias físicas graves. Además, no se extiende a actos tipificados como delitos de torturas, tratos inhumanos o delitos de terrorismo. Las controversias en torno a la amnistía La proposición de la ley de amnistía ha desencadenado un fuerte debate en el panorama político español. La derecha y la ultraderecha han expresado su rechazo argumentando que esta amnistía sería inconstitucional y que el Gobierno, encabezado por Pedro Sánchez, estaría actuando al margen de la ley. Sin embargo, los defensores de la ley la ven como una herramienta que fortalecerá el marco legal y contribuirá a la convivencia democrática en el país. Conclusión La futura ley de amnistía que tanto ha suscitado polémica en España busca abordar las tensiones políticas relacionadas con el proceso independentista en Cataluña. Si es aprobada, podría tener un impacto significativo en más de 300 independentistas y 73 policías involucrados en el ‘procés’ secesionista. Sin embargo, persisten controversias en torno a su legalidad y conveniencia. El debate sobre esta ley seguramente continuará, ya que España busca equilibrar la justicia y la reconciliación en un contexto político altamente polarizado. Fuente: RT