WappPress

En medio de la compleja situación en la Franja de Gaza, la Administración del presidente de EE.UU., Joe Biden, ha expresado su continua desconfianza hacia la estrategia final del Gobierno israelí. Según fuentes oficiales citadas por el diario Politico, existe una preocupación particular en la Casa Blanca respecto a la pausa humanitaria entre Hamás e Israel y su posible impacto en la cobertura periodística de la región.

Postura de la Administración Biden

La postura de Biden y su equipo es clara: abogan por una tregua basada en un acuerdo de intercambio de rehenes como única vía para facilitar el suministro de ayuda humanitaria. Sin embargo, señalan que Netanyahu, el primer ministro israelí, solo podría ser persuadido con gestos públicos y persuasión silenciosa.

La Advertencia de la Inteligencia Israelí

De acuerdo con informes de Haaretz, la inteligencia israelí ha advertido a Netanyahu sobre la percepción de Hamás de una “tormenta perfecta”. Esta evaluación agrega una capa adicional de complejidad a la situación, subrayando las tensiones y los riesgos involucrados.

Responsabilidad de Israel y Cautela de Washington

Washington insiste en que Israel tiene la responsabilidad de defenderse y minimizar el daño a los civiles, pero al mismo tiempo muestra cautela ante la estrategia final de Netanyahu y la aparente falta de un plan claro para el período post-Hamás.

Inquietudes sobre la Pausa Humanitaria

Una preocupación destacada de la Administración Biden es la posible prolongación de la tregua temporal y su impacto en la cobertura mediática. Temen que brinde a los periodistas un acceso ampliado a Gaza, permitiéndoles resaltar la destrucción y posiblemente sesgar la opinión pública hacia Israel.

Perspectivas Post-Tregua

Expertos en la materia consideran que, tras la tregua humanitaria, es improbable que Tel Aviv reduzca su operación militar en la Franja de Gaza. Las autoridades israelíes han comprometido continuar la ofensiva hasta la destrucción total de Hamás.

Preocupaciones desde Chicago

Ivo Daalder, presidente del Consejo de Asuntos Globales de Chicago y cercano a altos funcionarios estadounidenses, ha expresado su profunda preocupación por la estrategia a largo plazo de Israel. Subraya que la Casa Blanca consideró el apoyo a Israel después del 7 de octubre como un componente necesario para influir en el país hebreo.

Voto del Gobierno de Israel y Advertencia de Netanyahu

El Gobierno de Israel votó a favor de un acuerdo negociado con Hamás, estableciendo una tregua de cuatro días para canjear al menos 50 rehenes. Sin embargo, Netanyahu advierte que las operaciones se reanudarán al finalizar la tregua y rechaza el regreso de civiles al norte del enclave.

Conclusiones y Reflexiones Futuras

En conclusión, la desconfianza de la Administración Biden en la estrategia de Israel en la Franja de Gaza sigue siendo evidente. Las tensiones, las advertencias de inteligencia y las complejas dinámicas geopolíticas agregan capas de incertidumbre a la situación. La próxima fase de la guerra plantea inquietudes significativas, y la Casa Blanca sigue evaluando cuidadosamente cómo influir en el curso de los acontecimientos.

Fuente: RT