Radio Victoria

La reciente decisión de la oficina del recién designado Fiscal de la Nación en Perú, Pablo Sánchez, de restringir el acceso al despacho de su antecesora, Patricia Benavides, ha generado un revuelo significativo en el ámbito legal y político del país. Esta medida, tomada en el marco de las investigaciones en curso sobre Benavides y varios de sus colaboradores, marca un hito en la lucha contra la corrupción y el crimen organizado.

El Contexto de las Investigaciones

Según los informes locales que han tenido acceso al documento oficial, la decisión de restringir el acceso se tomó durante la noche del jueves. Esto se produce después de la suspensión de Patricia Benavides de su cargo como Fiscal de la Nación por un período de seis meses. Las acusaciones en su contra, que involucran liderar una organización criminal, han desencadenado una serie de medidas para salvaguardar la integridad de las investigaciones en curso.

Alcance de la Restricción

La medida adoptada no se limita únicamente al despacho de Patricia Benavides. También abarca los despachos de sus asesores, así como el “Área Especializada de Enriquecimiento Ilícito y Denuncias Constitucionales y Área Especializada de la Fiscalía de la Nación en Denuncias contra Magistrados”, ubicadas en cada piso correspondiente. Esta amplia restricción subraya la seriedad con la que se aborda la preservación de pruebas e información relevante para las investigaciones en curso.

Del mismo modo, se ha emitido una directriz al personal de seguridad encargado de custodiar las instalaciones del Ministerio Público. Se les exige verificar que cualquier persona presente en estos recintos no lleve consigo documentación vinculada a las investigaciones en curso, asegurando así la confidencialidad y la integridad de la información.

La Suspendida Fiscal y las Acusaciones

Patricia Benavides, suspendida de su cargo a principios de esta semana, ha optado por no responder a las preguntas durante una audiencia judicial. Su argumento se centra en la percepción de que las acusaciones en su contra carecen de fundamento legal. Esta postura la llevó a ser apartada de su posición, dejando el camino libre para la asunción de Pablo Sánchez como Fiscal de la Nación.

Pablo Sánchez y las Primeras Medidas

Pablo Sánchez, el titular más antiguo dentro del Ministerio Público y con experiencia previa en el cargo, ha tomado medidas decisivas desde su asunción. Entre estas, destaca la suspensión del acceso de la exfiscal y sus colaboradores a las instalaciones. Esta decisión se fundamenta en las denuncias de la presunta destrucción de pruebas en uno de los despachos de la Fiscalía.

Alerta del Fiscal José Domingo Pérez

El fiscal José Domingo Pérez, a cargo de las investigaciones, envió un oficio alertando sobre los hechos ocurridos en el décimo piso del Ministerio Público. Declaró ante los medios que las presuntas irregularidades podrían haber afectado la integridad de las pruebas. Esta alerta refuerza la necesidad de medidas drásticas, como la restricción de acceso, para preservar la validez de las investigaciones en curso.

Un Paso Firme en la Lucha Contra la Corrupción

En resumen, la decisión de restringir el acceso a la oficina de la exfiscal Patricia Benavides y sus colaboradores marca un paso firme en la lucha contra la corrupción en Perú. La nueva administración encabezada por Pablo Sánchez demuestra su compromiso con la transparencia y la preservación de la integridad de las investigaciones. Estas medidas, aunque drásticas, son necesarias para garantizar que la justicia prevalezca y que los culpables sean llevados ante la ley.

Fuente: RT