WappPress

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, junto a la presidenta de Kosovo, Vjosa Osmani, en Pristina el 20 de noviembre de 2023.
Erkin Keci / Anadolu / Gettyimages.ru

La Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) está evaluando la posibilidad de incrementar de manera permanente el número de tropas en los Balcanes Occidentales, según anunció el lunes el secretario general de la Alianza, Jens Stoltenberg, durante su visita a la capital de la autoproclamada república de Kosovo, Pristina.

Aumento de la Presencia Militar en Kosovo

El bloque de la OTAN intensificó su presencia militar en Kosovo en septiembre pasado, en respuesta a un brote de violencia en torno a un monasterio que involucró a la Policía y a la comunidad serbia. En palabras de Stoltenberg, “ahora estamos considerando si deberíamos tener un aumento más permanente para garantizar que eso no se salga de control y no genere un nuevo conflicto violento en Kosovo o en la región en general” (Reuters).

Este aumento de la presencia militar busca prevenir futuros estallidos de violencia y mantener la estabilidad en la región, marcando un compromiso claro por parte de la OTAN en la seguridad de los Balcanes Occidentales.

Condena a la Violencia y Ataques Anteriores

Durante su reunión con la presidenta kosovar, Vjosa Osmani, Stoltenberg condenó tanto el estallido de violencia registrado en septiembre como los ataques ocurridos en mayo pasado contra las tropas de la KFOR, la misión de la Alianza para el mantenimiento de la paz en la autoproclamada república. Estos ataques dejaron un total de 93 heridos.

Respuesta Rápida de la OTAN ante Brotes de Hostilidad

Tras los incidentes de violencia, catalogados por Stoltenberg como inaceptables, la OTAN desplegó alrededor de 1.000 efectivos adicionales en la región. Además, se enviaron blindados más pesados y se intensificaron las patrullas en la parte norte de Kosovo. Esta respuesta rápida subraya la determinación de la OTAN para salvaguardar la paz en la región.

Objetivos del Mayor Despliegue

Stoltenberg destacó que uno de los objetivos principales de este mayor despliegue es crear un “ambiente seguro” y garantizar la “libertad de circulación para todas las personas”. Estos elementos son fundamentales para la estabilidad a largo plazo y la convivencia pacífica en Kosovo.

La KFOR y su Papel en la Región

La Fuerza de Kosovo (KFOR), liderada por la OTAN según una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU, intervino en la región yugoslava de Kosovo en junio de 1999. Desde entonces, el contingente ha mantenido el control en las zonas habitadas mayoritariamente por los albaneses kosovares.

Sin embargo, es importante señalar que cerca de 50.000 serbios en el norte de Kosovo no se subordinan a la fuerza armada extranjera ni reconocen las instituciones administrativas de Pristina. Siguen considerando Belgrado como su capital, lo que agrega una capa adicional de complejidad a la situación.

Desafíos Pendientes y Posiciones Internacionales

La independencia de Kosovo nunca ha sido reconocida por Serbia, China, España, Rusia y muchos otros países. Esta falta de consenso internacional crea desafíos persistentes para la estabilidad en la región. La OTAN, al considerar un aumento permanente de tropas, busca abordar estos desafíos de manera proactiva.

Compromiso de la OTAN con la Estabilidad en los Balcanes Occidentales

En resumen, la OTAN está evaluando estrategias para mantener la estabilidad en los Balcanes Occidentales, considerando un aumento permanente de tropas en Kosovo. Este compromiso renovado se basa en la experiencia reciente de violencia y ataques, y busca prevenir futuros conflictos. La OTAN, a través de la KFOR, juega un papel crucial en la región desde 1999, y su presencia continúa siendo vital para la seguridad y la paz.

Fuente: RT