WappPress

Portaviones USS Gerald enviado a la costa de Israel @ep

La catástrofe humanitaria que se está viviendo en Gaza está rompiendo los equilibrios clásicos en las relaciones internacionales.

La crisis en Oriente Medio ha alcanzado niveles de tensión que no se habían visto en décadas. Con Tel Aviv respondiendo a la incursión de Hamás en Gaza a través de intensos bombardeos que han dejado una estela de muerte y destrucción en Israel y la Franja, la región se encuentra al borde de un conflicto de proporciones catastróficas.

La crisis humanitaria en Gaza

La situación en Gaza es desgarradora. Totalmente aislados y privados de suministros esenciales como luz, agua, electricidad y comida, los habitantes de Gaza están al borde del abismo. El sistema de atención médica en la Franja ha colapsado debido a la falta de combustible y los implacables bombardeos israelíes. La UNRWA advirtió que los hospitales se quedarían sin electricidad.

Israel y su ruptura de relaciones con la ONU

La catástrofe humanitaria en Gaza ha llevado a Israel a romper relaciones con la ONU, su creadora. Esta decisión se produjo tras las declaraciones del secretario general de la ONU, António Guterres, que cuestionó la justificación de los ataques israelíes en respuesta a Hamás. Tel Aviv ha perdido apoyos internacionales a medida que aumenta el número de muertos en Gaza.

El mundo árabe se levanta contra Israel

El mundo árabe está reaccionando enérgicamente a lo que considera una masacre en Gaza. El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, ha afirmado que Hamás no es una organización terrorista y ha cancelado su viaje oficial a Israel. Erdogan ha condenado las atrocidades cometidas por Israel y la forma en que actúa.

Arabia Saudita, un aliado clave de Estados Unidos, también ha pedido el fin de la violencia y el respeto por el derecho internacional humanitario. El príncipe heredero saudí, Mohamed bin Salman, destaca la necesidad de encontrar soluciones que protejan a civiles e infraestructuras.

Llamados a un alto al fuego

Egipto, otro socio importante de Estados Unidos en la región, también ha abogado por un alto al fuego. El presidente egipcio, Abdelfatá al Sisi, ha destacado la importancia de una solución diplomática y el derecho del pueblo palestino a un Estado independiente con Jerusalén Este como su capital.

Jordania y su crítica al Occidente

La reina Rania de Jordania, descendiente de palestinos, ha criticado lo que ve como un doble rasero de Occidente en la valoración del conflicto entre Israel y Hamás. Ha destacado la falta de condena internacional a la ofensiva israelí sobre Gaza.

Choque entre Estados Unidos y China

La pérdida de confianza hacia Occidente por parte de los países árabes aliados podría tener consecuencias globales. Estados Unidos ha enviado portaviones militares con capacidad nuclear a Israel en previsión de una escalada. La presencia de Estados Unidos ha atraído la atención de China, que ha enviado un grupo de escolta naval a la región.

Un futuro incierto

Con una gran presencia militar en la región y la incomodidad de los países árabes por el asedio a Gaza, Oriente Medio se encuentra al borde de un conflicto internacional de proporciones alarmantes. Un levantamiento árabe contra Israel podría contar con el apoyo de superpotencias como China y Rusia, mientras que Occidente, liderado por Estados Unidos, probablemente respaldaría a Tel Aviv. Esta combinación sería catastrófica y podría llevar al mundo al borde de una guerra mundial.

Conclusión

La situación en Oriente Medio es grave y se torna cada vez más volátil. La catástrofe humanitaria en Gaza, la ruptura de relaciones con la ONU por parte de Israel y la reacción del mundo árabe, junto con la presencia de buques de guerra de Estados Unidos y China, hacen que la región sea un polvorín listo para estallar. La paz y la estabilidad son esenciales, y la comunidad internacional debe actuar con urgencia para evitar una catástrofe aún mayor.

Fuente: Catalunya Press